Una poeta en Santander

 

Las musas encontraron a Almudena en el lago salado de Tuz Gölü, Turquía.

 

No le gusta que le llamen poetisa, prefiere poeta. Tiene 22 años y ya ha publicado 4 libros de poesía. El último, Bosphorus, lo ha presentado la semana pasada despertando el interés de los medios. Estamos hablando de Almudena Campuzano, o para quienes no la conozcan, es -como dice ella con su característica modestia- “solamente una poeta en Santander”. Pero sus amistades y seguidores sabemos que es pura efervescencia creativa, independencia y carácter. Podemos decir que el arte está de enhorabuena.

 

Son las 8 de la tarde del viernes pasado y no parece que vaya a llover. Almudena se escapa del torbellino de exámenes de último curso para reunirse conmigo en la terraza del bar La Cátedra, en Santander. No sabe que le espera una entrevista…

Vamos a conocer a la autora.

 

¿Qué hace una poeta estudiando Ingeniería Química? ¿Es por aquello de combinar los elementos (palabras) y ver que reacción producen?

Bueno, en realidad todo es química. Y, tal y como yo lo siento, todo es poesía. De modo que combinando dos todos… (risas).

Hablando seriamente, creo que es un gran lastre el que todavía exista ese muro invisible, pero muy tangible, que divide las letras y las ciencias. ¿Cómo se puede querer dividir el conocimiento, así, en dos secciones, sin más? ¿y el arte? ¿En cuál está el arte? ¿Y la creatividad?

La respuesta es en las dos. O, mejor dicho, en todas. Porque no hay solo dos.

Si todo está relacionado, ¿Por qué queremos separarlo? Al hacer eso se pierden cosas infinitamente valiosas.

Me encanta la idea del humanismo. De pequeña me parecía una idea maravillosa el que existieran personas que sabían “de todo”. Luego te das cuenta de que naturalmente, y más hoy en día, es imposible… pero eso no quiere decir que tengamos que limitarnos a un solo campo.

Se debería romper con los estereotipos, con las etiquetas, y, sobre todo, se debería de entender la educación (en mi opinión) como algo mucho más circular en lugar de acotarlo en pequeños sectores.

 

¿Está viva la lírica hoy en España?

La lírica hoy en España no solamente está viva, sino que está en pleno apogeo. Y no sólo poético. Ahora mismo hay producciones artísticas que son poesía sin serlo como tal. Al menos, no al uso. Existe en música, en ilustración… por ejemplo, Paula Bonet, a quien admiro profundamente, combina con frecuencia poesía e ilustración. Aunque es capaz de hacer poesía sobre lienzo incluso sin escribir una palabra.

En cuanto a la poesía en sí misma, es cierto que hace unos años ha empezado a tomar fuerza lo que parece una corriente poética renovada y con otra forma de entender los versos. Ahora están muy extendidos los recitales a micrófono abierto, donde el poeta en cuestión comparte sus textos con otros interesados. Esto resulta en una forma completamente diferente de escribir: hay poesía para ser leída, en silencio y, a ser posible, soledad. Y hay poesía para ser declamada a un público con el que conectar, buscando sus emociones.

Ni son iguales, ni se escriben ni tratan de la misma forma. Pero una no es menos válida que otra. Son diferentes, y hasta complementarias.

A mí, bien entendidas, me gustan ambas. Y digo bien entendidas, porque la inmediatez, la facilidad del “Tres-punto-cero”, está haciendo a las personas conformarse cada vez más con un consumo de entretenimiento rápido y vacío. Buscar cosas que les distraigan un momento, para luego pasar a la siguiente, casi de forma mecánica.

Esto se percibe en todos los ámbitos: social, en las relaciones; cultural, en la búsqueda de un contenido laxo y fácil… Y la poesía puede ser de todo, menos superflua.

 

Lo trascendente frente a lo efímero es el tema central de tu último poemario. ¿No es un lugar un poco visitado ya?  Convénceme de que tu obra es especial.

¿Y qué lugar no lo es? Al final, el mundo y la vida, son lo que son. Es inevitable que los temas en sí mismos puedan resultar manidos. No aspiro a hablar sobre lo que nadie ha hablado antes. Aspiro a hacerlo con mi voz, a encontrar una voz propia que nadie haya escuchado antes.

Bosphorus, por ejemplo, lo escribí el pasado verano mientras estuve viviendo en Estambul. Tuve la suerte de ir allí a realizar unas prácticas en empresa gracias a IAESTE, una asociación para el intercambio de estudiantes de carreras técnicas.

Allí conocí gente maravillosa y tuve la oportunidad de “empezar de cero” en un entorno totalmente nuevo. Descubres que muchas de las cosas que parecían ser “lo más importante” en un sitio, en tu zona de confort, por ejemplo, de repente no valen nada, o valen muy poco, fuera de ella.

La gente se vuelve loca acumulando cosas inútiles y se olvida de lo que de verdad importa. La ambición de querer un coche mejor, una casa mejor, un trabajo mejor… les aleja de lo esencial. En Estambul me di cuenta de la liberación que supone vivir al día y prácticamente con lo puesto.

Resta comodidad, pero suma vida.

Bosphorus, 2017.

Aquí el viento

ha dejado de empujarme;

ahora me acaricia.

Mi cuerpo se integra en el espacio,

y mi alma lo imita.

Me consta que crees en las musas, ¿Qué te inspira para escribir?

La inspiración existe; claro que existe. Y se viste de personas, momentos concretos, escenarios cotidianos… tanto dulces como agrios.

A veces me dicen que creo desde cero. Pero no es verdad, yo no creo nada desde cero. Me limito a transcribir con palabras la realidad que percibo. Es como traducir algo de un idioma a otro: traduces desde el idioma de lo intangible, sensorial, a algo legible.

Para escribir me inspira la realidad, o al menos mi realidad. Y siempre, siempre, las divinas Calíope y Erató son recibidas con los brazos abiertos (risas).

 

Tu poesía huye del adorno. Es directa y terrenal, empática para el lector medio. ¿Eres una poeta de lo práctico?

Sin lugar a duda. Soy, en general, una persona bastante práctica. Pero sin dejar de lado lo empático. No me gustan los adornos, los atavíos… me sobran, me pesan. Los veo del todo innecesarios. Sobre todo, no me gusta lo que maquilla o distrae de la realidad.

Yo, conmigo misma, lucho por ver la realidad tal cual es, sin velos. Aun así, muchas veces fracaso. Pero intento buscar siempre la verdad de las cosas, si es que se puede hablar de ese término como tal. Intento que esto se vea reflejado en mi poesía.

Me gustaría llegar a decir lo más que pueda, con lo mínimo. Condensar el significado en cuantas menos palabras mejor.

 

Durante los años 80 hubo en España un despertar creativo que se plasmó en todas las artes produciendo multitud de artistas. ¿Crees que en los últimos años ha habido una especie de revival cultural en el que nos hemos “desmelenado” dejando que brille nuestro lado artístico? 

La Movida, para los que no la vivimos, es como un espejismo lejano de una etapa de eclosión que quedó reflejada a golpe de música inmortal y fanzines. Yo diría que muchos la contemplamos con cierta veneración.

Alaska y los Pegamoides, Radio Futura, Nacha Pop, Los Secretos, Burning, Hombres G, Siniestro Total… muchos de estos grupos han llegado hasta mi generación, y de hecho se siguen escuchando. No sé si ahora mismo se está produciendo tal cantidad y calidad de música que vaya a trascender como lo ha hecho esta y ser escuchada dentro de 40 años.

Por supuesto tenía su contrapartida asociada al mundo de la noche, las drogas, los excesos… pero desde el punto de vista de la creación, me parece difícil igualar aquella explosión. Aunque ojalá podamos vivir una suerte de (Re)Movida.

No obstante, es cierto que ahora está volviendo a haber un aflore de la creación, de la producción artística. Hay muchas personas creando cosas muy interesantes, pero, a la vez, hay tal facilidad para la difusión, que una vez más estamos saturados de información.

Ahora es más fácil lanzar tu trabajo, del tipo que sea, al gran escaparate del mundo. Ocurre con la poesía también. Pero esto, que es tan bueno en ocasiones, representa también una dificultad a la hora de dar con aquello que merece realmente la pena.

Aunque claro, quién somos nadie para decir lo que la merece y lo que no. Como casi todo, está sujeto a subjetividades. De cualquier modo, y pase lo que pase, lo que destaca sigue saliendo a la superficie, aunque esta superficie se haya hecho casi inabarcable. Por ello tal vez sea interesante comenzar a bucear por el fondo, que es donde suelen encontrarse los tesoros.

Si quieres conocer la poesía de Almudena, Latidos de Brocado es su blog personal.

 

Bosphorus Póster

 

Entrevista: Marcos.

 Syllabus is the young Spanish school for the people who  Spanish

El legado de 4 músicos españoles que se fueron demasiado pronto.

“He gastado mil días en descifrar todas las mentiras que ahora son verdad”. Enrique Urquijo, Alguien como tú.

 

 

Mientras escribo gira en mi plato No me iré mañana de Antonio Vega, un sonido tan original y esencial en la historia de la música española moderna como lo fueron  Mediterráneo de Joan Manuel Serrat, Cuatro Rosas de Gabinete Caligari, Gipsy Rock de Las Grecas o el Devil came to me de Dover, por citar algunos.  Además así es más fácil entrar en sintonía con el texto que estoy escribiendo.

A quien elegir y a quien dejar fuera en una selección de leyendas musicales desaparecidas lleva su tiempo. Por eso el criterio a elegir debía aglutinar a 4 personalidades destacadas de la música contemporánea española. 4 creadores dispares entre sí. 4 músicos españoles complementarios. Un collage compuesto por un genio nostálgico, un juglar fantástico, un bohemio atormentado y un caballero romántico a los que el destino, la mala vida o la tragedia -poco importa el motivo- apagó su talento musical y humano.

Martes y 13, cásate o embárcate.

 

Hoy es un día tan bueno para casarse como cualquier otro. Foto: @sweeticecreamwedding

 

Martes y 13 de marzo de 2018.

 

La triscaidecafobia es el miedo irracional al número 13. Si el número 13 lo combinamos con el martes, tenemos un cóctel letal para todo buen supersticioso. Este cóctel se llama trezidavomartiofobia.

 

El por qué del martes y 13

El refranero popular dice así: “martes y 13 ni te cases, ni te embarques, ni de tu casa te apartes”. Es en España, Latinoamérica y Grecia donde esta fecha es considerada por los supersticiosos como día de mala suerte. Día en el que es mejor no salir de casa; realizar acción alguna que suponga el más mínimo riesgo, ya sea un viaje en barco, firmar tu hipoteca, emprender un negocio o incluso tu propia boda. En los países anglosajones e Italia, el día fatal es el viernes, viernes y 13.

 

Martes y 13

El psicópata y su lenguaje. Una realidad más habitual de lo que creemos.

syllabus blog

El robot de Metrópolis (Fritz Lang, 1927) es capaz de adoptar formas y conductas humanas.

 

Olvídate de Hannibal Lecter y Norman Bates (pero por si acaso no los descartes del todo). Sí, esa es la primera imagen que nos alcanza cuando oímos la palabra psicópata. Asesinos terribles capaces de cualquier cosa para satisfacer su vacío, sus oscuros deseos. La realidad es que estos primeros existen pero en un porcentaje muy pequeño en comparación con el psicópata integrado (que supone el grueso de este colectivo de… ¿personas?). Un psicópata es un depredador emocional intra especie carente de empatía, emociones y con una autoestima muy exagerada cuyo objetivo vital es rodearse de personas a las que pueda parasitar hasta vaciarlas emocional, física e incluso económicamente. En el siglo XIX antes de que se hubiera desarrollado la psicología como ciencia, se les conocía como vampiros emocionales

El misterio de los Reyes Magos.

Reyes Magos

 

Son días para no perder de vista las estrellas, como la que un día como hoy hace 2018 años guió a los Reyes Magos hasta el portal de Belén, o las que alumbran el firmamento como diamantes aferrándonos a ellas cada año que comienza para que nos traigan bonanza o al menos para que no nos la quiten. Estelar es para muchos fans también la última creación de la serie (porque es una serie en toda regla) Star Wars: la desnortada The last Jedi, que a pesar de tener sus momentos épicos, solo la dignifica la presencia de Mark Hamill, quien además, responde a nuestros tweets con humor.

Pero volvamos a las estrellas de una galaxia mucho, mucho más cercana.

Colombine, aquella rebelde de hoy.

Colombine

 

Se llamaba Carmen de Burgos (Almería 1867- Madrid 1932) y se la conoce como la primera mujer española reconocida como periodista profesional. Me dirigiré a ella como Colombine ya que fue el pseudónimo que utilizó para firmar sus manuscritos cuando en 1903 empezó a escribir la columna Lecturas para la mujer en El Diario Universal. Esto la convirtió en la primera redactora con un espacio propio.

Lope de Vega homenajeado en el doodle de Google.

 

Los primeros en “guglear” hoy sábado 25 de noviembre, se “habrán desayunado” con una estampa muy familiar, en esta ocasión Google ha homenajeado al poeta y dramaturgo Lope de Vega con un simpático doodle por el 455º aniversario de su nacimiento.

Félix Lope de Vega Carpio también llamado “Fénix de los ingenios”,  fue uno de los escritores más emblemáticos de la literatura universal, y en particular, uno de los nombres más importantes del Siglo de Oro español. Coetáneo de Cervantes, Góngora, Calderón de la Barca o Tirso de Molina o Quevedo, supo leer las necesidades de su tiempo y renovó el teatro español que por aquel entonces se había convertido en un fenómeno de masas.

El HUMOR ABSURDO ESPAÑOL: UNA REVISIÓN OBLIGADA ANTE LA ZOZOBRA DE LOS TIEMPOS.

 

Forges

 

“El humorista no sólo pone de relieve el ridículo de las cosas, sino que, además, evoca la piedad, la ternura, y la compasión en pro de los que sufren. El humorista es una especie de predicador laico. El humor es una manera especial y singularísima de ver y sentir las cosas; es una anticipación, un paso adelante (a veces dado en falso) para romper el ritmo de lo normal”. Enciclopedia Espasa Calpe, “Humorismo”.

 

¿Qué sería de nosotros sin el sentido del humor? Los que sabemos que no merece la pena tomarse demasiado en serio el mundo y sus malas noticias, valoramos esta píldora emocional, gratuita y necesaria -cada vez más- para los momentos de postración y agobio, también para los otros.

“Intentar definir el humorismo, es como pretender atravesar una mariposa, usando a manera de alfiler un poste telegráfico”. Enrique Jardiel Poncela.

Definir que es el humor no es tarea fácil, pero lo que sí está claro es que es algo inherente a cada cultura (las reglas humorísticas se dan por sentadas dentro de cada grupo social o civilización). Lo universal en el humor nace de lo imprevisto, rompiendo tabús y saltándose lo socialmente aceptado/-able. Nos gusta reírnos *de situaciones originadas a partir de un conflicto, conflicto que puede ser real o imaginario (estar dentro de nuestra mente solamente). Por otro lado lo que puede resultar cómico para los japoneses, no lo será para los ingleses o españoles, mientras que *lo trágico y dramático tienen un carácter universal.

*Valgan las secuencias de Woody Allen, todo un erudito en las citadas materias.

Para los ingleses es una manera de llamar la atención y de diferenciarse socialmente “a la alta”. Su humor, refinado, inteligente y con un toque de excentricidad, casi siempre está basado en la ironía y en los dobles sentidos. Los norteamericanos son más de contar anécdotas. Entienden el humor como un vehículo para superar las adversidades de la vida. La figura del entertainer, (como en los monólogos televisivos) o los gags son ejemplos clásicos. El español es un humor socarrón y lleno de bromas muchas veces, pero también alcanza cotas mayúsculas de surrealismo y humor negro.

Al rescate del humor absurdo.

Encuentro la televisión muy educativa. Cada vez que alguien la enciende, me retiro a otra habitación y leo un libro. Groucho Marx, 1890-1977.

El humor absurdo patrio tiene su génesis en la posguerra española. Surgió como un bálsamo para escapar de una realidad de penurias y escasez gracias a un grupo de intelectuales post Generación del 27 en el que concurrieron figuras de indiscutible creatividad como Ramón Gómez de la Serna, Edgar Neville, Jardiel Poncela o Miguel Mihura. Cultivaron y pusieron de moda lo que se conoció como “humorismo”, un sentido del humor de frecuencia alta que  rompía con la tradición literaria vigente hasta la fecha, triste y realista, y que no perdía de vista las tendencias de vanguardia y cosmopolitas que se extendían por Europa y Estados Unidos.

La Codorniz fue la revista que aglutinó a todos estos autores y muchos otros durante sus casi 40 años de vida. Se autodefinía como La revista más audaz para el lector más inteligente. Otra publicación digna de mención es Hermano Lobo, cuyas portadas, están tan de actualidad hoy como hace 40 años:

« 1 de 12 »

El absurdo es un refugio intelectual (entendiendo el absurdo como una rama cultural literaria y no como una payasada en serie) donde se puede observar la vida desde un plano paralelo, un palco para degustar este “doblete” de la realidad: surrealista, extravagante, irracional y extraordinaria. Un buen ejemplo es el provocador y crítico monólogo El Orador, con el que Ramón Gómez de la Serna sorprendió en 1928:

 

Imagen de previsualización de YouTube

 

Esta clase de humorismo, a pesar de pertenecer a una época determinada, es eterno y tan exportable y reciclable como lo es la música de los Beatles. Lo que comenzó como un “me rio por no llorar”, donde la dignidad del hombre se salvaguardaba, la censura se toreaba y los problemas se olvidaban, es hoy casi un estilo de vida con multitud de practicantes y parroquianos. El humor absurdo hace más habitable la realidad, por eso está en auge de nuevo. Tengo claro que echamos mano de esta fuga a las alturas pseudo-abstractas durante episodios -como este- de frustración social y crisis socioeconómicas como ya ocurrió en el pasado.

 

humor absurdo español

 

El panorama humorístico español está trufado de fenómenos fantásticos para entender el absurdo de manera global. Encontramos dúos televisivos admirados por millones de españoles como Faemino y Cansado, Martes y Trece o los indiscutibles poetas del ingenio absurdo Tip y Coll; estrellas en solitario cuyo particular ingenio nos ha enseñado órbitas nuevas del humor, a destacar Eugenio, Pedro Reyes, Berto Romero, Ernesto Sevilla o Chiquito de la Calzada; humoristas gráficos de gran sensibilidad artística y argumental, algunos de ellos son Chumy Chumez, Forges, Gila, Mingote, Summers o Perich y no podemos olvidarnos de Amanece, que no es poco, película dirigida por José Luis Cuerda en 1988, es la obra cumbre del humor absurdo español. Más que una película, esta comedia delirante se ha convertido en todo un fenómeno social, que no es poco, incluso llegando sus fans a crear un movimiento propio, los Amanecistas. Si no la conoces, puedes verla aquí.

No hay día más perdido que aquel en que no hemos reído. Charles Chaplin. 1889-1977.

 

Syllabus is the young Spanish school for the people who Spanish